viernes, 15 de junio de 2012

Falsos huevos en cocotte de salmón ahumado



Si queréis una cena rápida (30 minutos al horno) y que está para chuparse los dedos, aquí tenéis la versión de los huevos en cocotte de salmón en panecillo. Da rabia cuando compras pan y al día siguiente está duro. Los compro sólo para las meriendas de la peque y al tercer día no los puedes morder. Así que se me ocurrió hacer un invento. Bueno, seguro que más de una persona ya lo hace, pero no lo había hecho nunca. Es un buen invento porque se puede hacer con los ingredientes que nos dé la gana, los que tengamos en la nevera, en un rincón sin saber qué hacer con ellos y que les queda poco tiempo de vida como cuatro rodajas de embutido, unas cuantas tiras de salmón ahumado, unas cuantas anchoas y unos tomates maduritos. En fin, a gustos...

Ingredientes:

4 Panecillos redondos
Mantequilla
Salmón ahumado
4 Huevos
Nata líquida para cocinar o leche
Sal en escamas
Pimienta
Orégano para decorar

Preparación:

  1. Poner el horno calor arriba y abajo a 180º
  2. Cortamos un poco por la parte superior del pan y vaciamos con cuidado de no romperlo.
  3. Untar con mantequilla el fondo.
  4. Cortar el salmón ahumado a tiras y ponerlo en el fondo del pan, encima el huevo con cuidado de que no se nos rompa la yema y un chorrito de nata líquida, poco a poco para que no rebose.
  5. Espolvoreamos con sal en escamas o sal normal y pimienta.
  6. Metemos en el horno una media hora junto con los trozos que hemos cortado. A Gustos. A ver, a nosotros nos gusta la yema dura, pero si os gusta para mojar pan poco menos, vais controlando el tiempo, mirando de vez en cuando dentro del horno. Cuidado que no se os queme.
  7. Retirar con cuidado, colocar en el plato y espolvorear con orégano.
Este plato, si lo queréis hacer más ligero puede ser en los recipientes especiales para ello, de cerámica o vidrio, pero amigos, si hay que estar nada más que mirando el peso no lo pasaremos bien. A los que nos gusta comer, es decir, disfrutar de un buen plato, no engullir, y nos engordamos con sólo oler los chorizos no podemos hacer otra cosa que disfrutar de la vida. No digo que estemos todo el día picando y comiendo platos pesados, pero una o dos veces por semana tenemos que darnos nuestros caprichitos. En este tiempo pasado, en el que he estado ausente, no lo he pasado muy bien por culpa de los malditos complejos. Empecé una dieta y acabé amargando hasta al portero. Lo importante es sentirnos bien con nosotros mismos, sé que es una frase muy bonita y rápida de escribir, pero tenemos que vivir con lo que tenemos y empezar a valorar cosas más importantes como la salud y la gente que tenemos al rededor... En fin..., paro que se nos van a pasar los huevos... jajajajajaja Saludos y hasta pronto amigos.

9 comentarios:

Liokuina dijo...

Te entiendo con lo de la ausencia y sus motivos... Oye me parece una idea genial!! y para hacer ahora en veranito con los amigos ya ni te cuento.
Me la apunto en la libreta jejeje.

Un saludo

La Cupcakeira dijo...

Ahora mismo me guardo esta receta espectacular y super últil para esas noches en las que nos abes que cenar!!! Me ha encantado, mil gracias por compartirla!!!

Esther Outón dijo...

Que presentacion hija mia me encanta te quedo espectacular ...Besos

Limón y pimentón (Lucía) dijo...

Que rico por dios.

Alba dijo...

Pero qué idea más genial has tenido!!!Es super original, yo no lo había visto nunca y la verdad que para una cenita informal viene genial. Me la apunto!!¿Cómo van los peques>?
Un besote

Raquel dijo...

es una idea super original y deliciosa, que buena idea!

Secretos de Familia dijo...

Me ha encantado tu receta, seguro que la pongo en práctica muy original y tiene que estar muy buena.
Me has recordado a mi madre, cuando llevaba unos días a dieta y por supuesto de mal humor volvía a comer y decía: Mas vale estar gorda y feliz que medio gorda y triste.
Un beso
Isabel

fresaypimienta dijo...

Qué presnetación tan super original, este plato debe estar riquísimo, con el salmón ahumado.....una delicia! un besito

cessione del quinto dijo...

Has dicho bien ,una receta de chuparse los dedos ,y eso fue lo que sucediò en casa cuando la prepare.Optima receta. prestiti inpdap